Skip to main content

3 abr. 2020 - Por Claus Langdahl, Director Sénior de Selección Genética para Holstein

Madres de toro en el punto de mira

Para estar entre los pocos toros seleccionados que llegan a ser padres de la siguiente generación, los machos necesitan satisfacer muchos requisitos. Aún cuando las pruebas genómicas son cruciales y tienen una muy alta fiabilidad a la hora de seleccionar un toro, VikingGenetics lleva también a cabo un examen visual de una madre antes de tomar la decisión final de comprar.

La mayoría de los toros comprados provienen de vaquillas que pueden no haber parido aún y por tanto, no hay oportunidad de ver los fenotipos de la madre de toro. Pero es importante enfatizar que el rendimiento de la madre de toro también forma parte del proceso de selección.

Cuando miramos a las madres de toros compradas entre el 1 de enero de 2017 y el 1 de julio de 2018 (90 toros en total), podemos ver que estas han producido casi 11.000 kg de leche con 4,27% de grasa y 3,62% de proteína.

Cabe destacar que el 80% de estas madres son vacas de primer becerro, por lo que se trata de un nivel de producción muy alto.

Tabla 1. Producción promedio de las madres de toro

 

Leche kg

% de grasa

% de proteina

Madres de toros VikingHolstein

10,886

4.27

3.62

En comparación, en la Tabla 2 vemos la clasificación promedio de las madres de toro, con 83 para constitución, 84 para patas y pezuñas y 85 para mamario.
 
Tabla 2. Clasificación promedio de las madres de toro

 

Constitución

Patas y pezuñas

Mamario

Madres de toros VikingHolstein

83

84

85

Como ya se ha mencionado, son muchos los requisitos para que un toro esté entre los seleccionados en VikingGenetics (incluido que la madre de toro rinda bien en producción y conformación).