Skip to main content

El semen sexado asegura el éxito del sistema de partos en bloques en rebaños ProCROSS

Los márgenes se han disparado en un rebaño ProCROSS que utiliza principalmente semen sexado X-Vik. La reducción de los costes veterinarios y de las vaquillas excedentes a la venta han garantizado los resultados financieros.

A Ian y Will Nixon les fue muy bien con la raza Holstein durante muchos años. En su mejor momento, a principios de la década del 2000, su rebaño Clockhill con 350 pedigríes había ganado el premio de producción/inspección NMR de Shropshire y tenía una producción de 9,500 litros.

Pero en los años siguientes notaron que las cosas empezaban a ir mal, con facturas del veterinario cada vez más elevadas, una producción que caía por debajo de los 8,000 litros y, sobre todo, un deterioro gradual de la longevidad de sus vacas. Los sacrificios se debieron a todos los problemas habituales de salud y fertilidad, la tasa de reemplazo subió del 20% al 30% y, con el tiempo, tuvieron problemas a la hora de producir suficientes vaquillas de reemplazo.

Padre e hijo, que trabajan en la granja Upper Farm, en la aldea de Ridgewardine cerca de Market Drayton, al fin se decidieron. En 2017, después de viajar a Estados Unidos y a Francia para estudiar las razas, se pasaron a ProCROSS y trajeron la triple cruza de VikingHolstein, Montbéliarde y VikingRed a su granja de 600 acres (unas 245 ha).

«Queríamos ver la Montbéliarde antes de empezar, y descubrimos que era una vaca lechera de alta producción, con buenos sólidos lácteos y un cuerpo robusto», dice Will.

«Las vacas VikingRed también son un buen ganado; más pequeñas que las Holstein, pero dan mucha leche, grasa y proteína», añade Ian.

Un comienzo rápido con una nueva estrategia de selección genética

Al poner en marcha el proceso con la importación de 79 vaquillas ProCROSS procedentes de Dinamarca en 2017, la familia Nixon nos cuenta de su primera impresión cuando las vaquillas llegaron a la granja.

«No estábamos preocupados en lo más mínimo», comenta Ian. «Habíamos visto los resultados de los ensayos en Estados Unidos y pudimos comprobar que las cruza con este sistema y estas razas resolvía exactamente los problemas que teníamos».

«Estábamos tranquilos gracias a la ciencia, pero también comprobamos que los rebaños de los que procedían nuestras vaquillas obtenían buenos resultados».

A medida que se asentaba la triple cruza en el ganado, los Nixon vieron rápidamente que sus vacas tenían una mejor salud y fertilidad, sus partos eran más fáciles y daban mucha leche de gran calidad.

Los resultados positivos dieron vaquillas excedentes para la venta

Alternando siempre las mismas tres razas, no tardaron en cubrir las necesidades de reemplazo de su propio rebaño y tener vaquillas excedentes a la venta.

«Los terneros tenían un valor ligeramente superior al de un ternero Holstein, pero pudimos ver cuánto más podíamos obtener produciendo más vaquillas lecheras y criando el resto del rebaño para carne», señala Will.

Por eso, cuando se les planteó la idea de utilizar semen sexado de VikingGenetics, no dudaron en hacer el cambio. Y esto se hizo a pesar de que los partos en bloques de otoño exigían una buena tasa de concepción al principio de la temporada de cría.

«Ya confiábamos en la fertilidad del ganado de ProCROSS, y en nuestro primer servicio después de utilizar semen sexado obtuvimos una tasa de concepción del 70% en las vaquillas y del 45% en las vacas en el primer servicio», dice Will.

Animados por este éxito, los Nixon inseminan ahora a todas las vacas y vaquillas con semen sexado X-Vik en las primeras seis semanas de cría, y pasan a la carne Wagyu una vez que se han obtenido suficientes reemplazos lecheros.

«No hacemos ninguna selección previa de las vacas que vamos a utilizar con el semen sexado, ya que las que vienen primero van a ser las más fértiles», explica Will.

La selección de toros también es sencilla: se eligen seis toros (los dos mejores de cada raza) para cada temporada.

«Es muy importante utilizar la mejor genética, y nosotros seleccionamos toros que transmiten las mejores mamas, una buena salud de las ubres, buenas patas y pezuñas, y no demasiada estatura», dice Will.

«No obstante, ahora no tenemos que preocuparnos por la consanguinidad, ya que siempre alternamos las tres razas y cada hembra tiene asignada su propia raza de por vida».

Vaquillas excedentes para la venta

Alternando siempre las mismas tres razas, no tardaron en cubrir las necesidades de reemplazo de su propio rebaño y tener vaquillas excedentes a la venta. 

Ya confiábamos en la fertilidad del ganado de ProCROSS, y en nuestro primer servicio después de utilizar semen sexado obtuvimos una tasa de concepción del 70% en las vaquillas y del 45% en las vacas en el primer servicio.

Will Nixon

Los beneficios económicos mantienen satisfechos a los ganaderos

Hoy por hoy, la producción de su rebaño vuelve a estar por encima de los 8,000 litros con un 4.19% de grasa y un 3.49% de proteína. Los costes veterinarios han bajado de £87/cabeza en 2016, a £39/cabeza a finales del 2020, y el margen ha aumentado en £200 por vaca.

«Es una forma mucho menos estresante de producción, ya que los partos son mucho más fáciles y no tenemos que preocuparnos tanto por las vacas enfermas», comenta Ian.

La prueba final se ve en las vacas Holstein puras y ProCROSS que se unieron al rebaño en 2017, ambos grupos pariendo a los dos años.

«Todas están ahora en su cuarta lactancia y nos quedan 58 de las 79 ProCROSS importadas y 29 de las 80 Holstein», señala Ian.

 

Semen sexado